Mexicano proclamado como el más obeso del mundo pierde 300 kilos y vence al Covid-19

El mexicano que tuvo el récord guinness por pesar 595 kilos, ha perdido más de 300 kg hace seis meses sufrió coronavirus

Mexicano proclamado como el más obeso del mundo pierde 300 kilos y vence al Covid-19
El COVID-19 le generó secuelas a nivel pulmonar Foto: EFE

Juan Pedro Franco, mexicano conocido por haber sido el hombre más obeso del mundo, superó el COVID-19 y se alista para perder los últimos 19 kilos que lo separan de iniciar con el proceso de reconstrucción de su cuerpo.

“Estoy emocionado porque esto es para mejorar y seguir adelante, contento, porque vamos a seguir con el proceso después de que estuvo parado un buen tiempo por la pandemia que nos ha afectado a todos”, contó ayer el hombre, de 36 años, que llegó a pesar 595 kilos.

En los últimos meses, el poseedor de un récord Guinness por su peso perdió a sus padres por el SARS-CoV-2, pero él derrotó al coronavirus pese a haber padecido diabetes y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), expuso su bariatra, José Castañeda.

El médico reveló que aunque los síntomas de Franco por COVID-19 fueron leves, sus antecedentes médicos le provocaron daño pulmonar con secuelas de fatiga y una reganancia de 19 kilos que lo llevó a su peso actual de 294 kilos.

“El COVID-19 le generó secuelas a nivel pulmonar, una fibrosis leve que le ha dificultado un poquito caminar como lo hacía antes, la parte muscular en la que tuvo un cierto grado de afección, piernas con cierto grado de entumecimientos y eso provocó también que haya reganado peso”.

Tras casi seis meses de haber contraído el virus, en general su salud es buena y está estable, según los médicos, que evalúan si la reganancia de peso puede ser revertida sólo con dieta o si es necesario hacer una nueva intervención bariátrica para tratar de que llegue a menos de 220 kilos.

Ese peso haría viable el proceso de reconstrucción en el que Castañeda busca eliminar hasta 80 kilos de tejido adiposo, piel y sangre que conllevaría hasta ocho cirugías a finales de año.

El aspecto mental ha sido fundamental para que Franco haya superado el proceso de pérdida de 331 kilos y la muerte de sus padres, quienes eran un pilar importante para él. “Sigo con la misma actitud de que todo se puede y que tengo que salir adelante y acabar todo lo que empecé para que valga la pena lo que hicieron mis papás y el doctor, son muchos años de pelea”, expresó. 

Por: EFE

dhfm


Compartir