Navegar en Miami

No es necesario bajar del auto, sólo de pisa y corre, para la foto de blogger...

Navegar en Miami
Rafael Micha / Colofón / Opinión El Heraldo de México

Justo con la tendencia del vacation vaccination entre “los mexicanos que fruta vendían”, y otros latinoamericanos, y entre los wasters y chasers, aquí la guía definitiva para navegar en Miami; sus diferentes zonas y anexas.

Todo bajo el marco de la crisis sanitaria que, allí en South Florida ni se siente, salvo en los noticiarios. En plena pandemia, y Florida como el tercer estado más afectado, después de Nueva York y California, hace más que obligada la visita a espacios abiertos: desde los atiborrados andadores al aire libre en Bal Harbour, pasando por el Design District y hasta Wynwood Art District. 

No es necesario bajar del auto, sólo de pisa y corre, para la foto de blogger afuera de icónicas construcciones como la sinagoga Beth Shmuel, en el 1700 de Michigan Avenue, una visita al icónico Bacardi Building en Brickell. O una rápida clase presencial de arquitectura que incluye edificios diseñados por los starchitects como Zaha Hadid y su One Thousand Museum (con el penthouse valuado en más de 50 mdd), o Herzog & de Meuron en Lincoln Road (y allí la visita obligada a Alchemist en el quinto piso del estacionamiento /obra de arte en 1111 Lincoln Road).

Aquí mismo, en los desiertos locales comerciales se organizan “obras de teatro” express para fomentar las visitas a la calle peatonal. Otros pretextos más son los edificios de Norman Foster (y su bellísima Casa Faena), así como el de Piero Lissoni, Renzo Piano Workshop, et al. 

Mención especial merece el conjunto diseñado por Richard Meier con el ilustre The Shore Club en Surfside con interiores concebidos por Joseph Dirand de París. T Magazine de The New York Times lo describe como “arguably the most sought-after talent of the design world” y colaboró con Grupo Habita hace más de 10 años. Dirand fue el responsable del interiorismo de un par de proyectos incluido Habita MTY y ha colaborado recientemente con los orfebres franceses Puiforcat, y está presente en un libro de diseño francés The New Chic: French Style from Today’s Leading Interior Designers, editado por Rizzoli con los responsables de Architectural Digest France. 

Mi personal fav es todo lo Vintage Modern que sobrevive a la tendencia local del verticalismo y al aplomo del bulldozer en MiMo en el área en Biscayne Blvd: el icónico Vagabond Hotel y las tiendas de antigüedades en el número 8650. 

Un viaje al pasado (y también al fresco) es visitar el original monasterio español que data del 1133 y fue terminado en 1141 d.C. y fue transportado originalmente por William Randolph Hearst en los años 20 (y armado como un gran rompecabezas en la cerca de la calle 163) o el de estilo revival de Coral Gables Vizcaya y hasta The Venetian Pool cerca del Biltmore. 

Todo ello sin remordimientos o cuestionamientos éticos, ya que hoy, hoy, hoy que se puede ya tener la vacuna sin remordimientos, vacilación, ni second thoughts en Publix, Walgreens, o CVS. O en el campus norte de la Universidad Miami Dade College.

POR RAFAEL MICHA
@RAFAELMICHA

avh


Compartir